ZETAZEN cierra la gira ELEGANT PAIN en MADRID

Zetazen cierra ciclo regresando al templo dónde comenzó la batida. La Sala Shoko tendía la seda de gala para admirar al discípulo del arte elegante que vio partir el pasado noviembre. Luces tenues y sonido renovado. Los fieles brindaban con malta a la espera de su dosis aireada de emociones y latidos. Con el ambiente y los pelos erizados, Zetazen tomaba el liderazgo y se apresuraba a repartir elegancia. J.Heras y Dj Garlim estaban detrás, dominando el trabajo de trastienda, tan necesario y en ocasiones tan olvidado. El corazón al cielo, sonaba Bombón.

Barna se rinde al Gran Maestro Beodo

Hígados, cuellos y palmas sufieron por igual el paso del Maestro Sho-Hai por tierras catalanas. La Última Función trajo consigo el Funk, sedució a la gamberra del Punk y deleitó con el rap de siempre a los 1.200 fieles que acudieron a la Sala Apolo. La voz desgarrada de Sergio Bolínguez se apoyaba en los coros de Ossian para soltar los tramos de su último LP, combinando con temas de Doble Vida y míticos de Violadores del Verso.